La rebelion de los colgados
Ricardo Valenzuela


En los años que he dedicado a observar los procesos políticos del mundo, jamás había atestiguado algo similar al que en estos momentos arropa a los EEUU. El país entero ha sido cubierto con un manto de falsedades, odios, traiciones y, más importante, la rebelión de las masas hartas de la clase política tradicional.
 
En la esquina demócrata se disputan la nominación dos personajes muy particulares. Bernie Sanders, un desvelado socialista bordeando en comunista que ofrece moldear una sociedad más justa destruyendo la desigualdad, para edificar un mundo mágico donde todos serían igualmente pobres y  miserables. El otro candidato-o candidata-es por demás conocida. Hilary Clinton, una mujer que claramente se podría describir con dos palabras; poder y deshonestidad.
 
Pero el verdadero Tsunami ha inundado las cavernas del partido Republicano. La emergencia de Donald Trump ha cimbrado las bases del sistema político de EEUU, provocando histeria colectiva ante el apoyo que le da la rebelión de los colgados. No voy hablar mal de Trump, de eso ya se ha encargado la media mundial y en especial la mexicana. Ellos ya lo han crucificado. Solo trato de encontrar las causas del fenómeno despertado por este hombre que ya quita el sueño a los personeros de los poderes globales cuando, por todos los medios, se aprestan a destruirlo, y aclaro, él no es mi candidato pues desacuerdo con todas sus ideas, en especial las económicas.
 
Ahora, lo más sorprendente de las ofensivas en contra de Trump es que, como feroz ataque de una partida de apaches, emergen no solo del campo enemigo, sino de los miembros de su partido. Las agresiones de hombres como Mitt Romney-otrora la imagen de la caballerosidad- develan dos cosas; La envidia de políticos profesionales ante el sorprendente avance de Trump y, en especial, el pánico del "establecimiento político" frente a la posibilidad de perder los instrumentos que los han mantenido en el poder per secula seculorum.
 
Hombres del prestigio y honorabilidad de Bill Bennett, han alzado su voz para definir la verdadera realidad y escribió:
 
"No se sorprendan si Trump sufre un accidente instigado y provocado ya sea por Demócratas o Republicanos, pues infinidad de gente ya ha cruzado el umbral del pánico. Obama, Valerie Jerret, Eric Holder, Hilary Clinton, senadores y diputados de ambos partidos, son solo algunos. Trump se encuentra librando una batalla frontal contra ese poderoso potaje cocinado entre el obeso gobierno, gigantescas empresas y la gran media. Todos ellos son beneficiarios de billones de dólares que cubren a esta maligna sociedad, y es prioritario protegerse unos a otros. Uno para todos y todos para uno.
 
Esta es una voraz sociedad que genera riqueza inimaginable para todos sus miembros, excepto el pueblo americano que, día a día, es salvajemente violado. Pero finalmente la poderosa conspiración socialista y los corruptos capitalistas colgados de la ubre del gobierno, ante la amenaza Trump, tiemblan y sudan frio. Las reacciones de parte de políticos en ambos partidos, la media y las grandes corporaciones internacionales, han sido tan vociferantes que no pueden esconder su pavor y sus intenciones".
 
Ellos se han dado cuenta que Trump puede ganar para luego destruir su dulce arreglo, y por ello unen fuerzas para destruirlo. Y es que todos los políticos profesionales son miembros de ese viejo club de chicos colgados de la ubre del gobierno. Hablan con gran fuerza de cambio, pero mantienen el statu quo pues han vendido su alma a los grandes capitales. Sus amos son los gestores ocupantes de las antesalas en Washington, sindicatos, abogados, gigantescas organizaciones ambientalistas y corporaciones multinacionales. Son esclavos de algún extranjero como George Soros-propietario de Obama-o gobiernos foráneos a los que Hilary Clinton ha vendido su alma a cambio de donativos a la Clinton Foundation, la caja chica de la familia.
 
Pero hay un hombre que no tiene propietario. Un hombre que no necesita extranjeros, ni gobiernos foráneos, ni a George Soros, ni al sindicato de trabajadores automotrices, ni al sindicato de maestros, o la barra de abogados para financiar su campaña. No los necesita y por eso no le importa los feroces ataques de la media. Y lo más interesante, el conoce esos laberintos pues fue miembro del politburó. Todos esto lo convierte en un peligro claro y presente para esa maraña de fétidos intereses. Trump puede arruinar el cuadro de los políticos vendidos y sus amos consentidos.
 
Obama ha cometido infinidad de crímenes y nadie más que Trump se atreverá a procesarlo. Si Trump se convierte en presidente, lo primero que hará es revisar los "libros cocinados" de Obama, su record personal y ahí se acabó el corrido. Holder puede terminar en prisión igual que Jarrett. Hilary Clinton igualmente puede terminar en prisión por sus 32,000 mensajes borrados, por haber aceptado "mordidas" de gobiernos foráneos cuando era Secretaria de Estado, por el extravío de 6 billones de dólares de las arcas del Departamento de Estado bajo su mando, o por haber mentido acerca de Benghazi. Todo el alto nivel del IRS, igualmente puede terminar en prisión.
 
Ante las violaciones de Obama a la constitución, alguien ha preguntado ¿ por qué los republicanos nunca han tratado de enjuiciarlo? ¿A nadie le interesa saber la razón por la que John Boehner Mitch McConnell, nunca trataron de ponerle un alto a Obama permitiendo incrementara la deuda casi 100%? ¿Por qué un congreso con las alforjas del dinero nunca trató de negar financiamiento para Obamacare, o permite la claramente ilegal acción ejecutiva dando amnistía a indocumentados? ¿El cambio de terroristas por un desertor? ¿El levantamiento de sanciones a Irán? ¿La telaraña que ha tejido para controlar el FED y la banca nacional?
 
De seguro Trump preguntará que sucedió con el billón de dólares del contrato asignado a los amiguitos de Michelle Obama para construir el defectuoso web de Obamacare. Apropósito, esa factura ya alcanza los5 billones de dólares y contando. Preguntará si los arquitectos de Obamacare pueden ser acusados de fraude por vender el concepto a base de mentiras. Investigará la conspiración de Obama y el IRS en contra de conservadores. Investigará el fraude cometido por empleados del Departamento de Trabajo al falsificar el último reporte de empleo, antes de la elección de 2012.
 
Obama, los Clinton, las corporaciones multinacionales, la media y sus cómplices republicanos, urgentemente necesitan detener a Trump. Ellos temen perder el paraíso de impunidad e inclusive, su libertad. Si él continúa hablando con la verdad, preguntando lo que nadie se atreve a preguntar, su elección puede ser una pesadilla. Trump investigará, Trump va a procesar, enjuiciar y castigar. Trump irá contra todos los involucrados y sabemos no le tiembla la mano. Es por eso que todos los perros del infierno han sido desatados para atacarlo y destrozarlo.
 
 

Últimos 5 Artículos del Autor
[Ver mas artículos del autor]


20/12 | F. Atlas invita a Cocktail de Fin de Año del Club del Progreso
26/01 | IHS - Arlington, Virginia: James M. Buchanan’s Legacy for Liberty
09/02 | Arlington, Virginia - IHS: Growth of Government
13/04 | Institute of Humane Studies: Spontaneous Orders
11/07 | Freedom Fest 2018: Paris, Las Vegas ¨The world´s largest gathering of free minds¨
22/07 | Mises University 2018, Auburn, Alabama


.: AtlasTV






Ver mas Videos
.: Suscribite!
Dejanos tu email y recibí novedades y todo lo que te podemos ofrecer!
Nombre:
E-mail: